Cambio de década y gracias a la vida

Voy a cambiar de década y eso me lleva a pararme un momento a pensar y a sentir. Yo soy de las que cree que cada año que empieza es una oportunidad fresquita, nuevecita que se te ofrece. Para mí cumplir años es una fiesta -es mi lado infantil, supongo-. Y este cumpleaños es importante: Estoy entrando en la tercera edad. ¡Madre mía, la tercera edad! Y yo que me siento tan bien, con tantas ganas… Me miro al espejo y me veo las arrugas y las canas (ocultas a los demás, claro) y me digo: «60 años no son nada, tienes suerte porque estás rodeada de cariño, de respeto, tanto en lo personal como en lo laboral».
Para que no olvide este cambio de década me han regalado un viaje a Londres -ciudad que no conozco-. Y yo hoy me he regalado el envío de las últimas unidades del nivel 6 de Nuevo Avance, lo cual me produce una liberación increíble. A finales de mes iré por primera vez a Moscú y San Petesburgo. Ha venido Ana de Brasil, va a venir Mizue de Japón. Tengo cerca a quienes quiero (otr@s están lejos en km. pero cerca en el cariño…). Tengo dos nietos preciosos… ¿Sabéis una cosa? Tengo ganas de cantar como Violeta Parra «Gracias a la vida».
Aquí os dejo mi versión favorita de esa canción que sigue siendo un himno para mí, incluso en los momento chungos: la de Mercedes Sosa

Etiquetado en:, ,

7 opiniones en “Cambio de década y gracias a la vida

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *